Salto ecuestre

Salto ecuestreEl salto es una disciplina dentro de la equitación que consiste en un acontecimiento sincronizado juzgado en la capacidad del caballo y del jinete de saltar sobre una serie de obstáculos, en un orden dado.

No existen referencias específicas del origen del salto como deporte ecuestre, pero ya en la segunda mitad del siglo XVIII el salto a caballo era una parte imprescindible del deporte de la caza. Es a partir de esta época cuando se mejoran las razas de caballos, consiguiendo una mayor habilidad física y permitiendo galopar y saltar en velocidad, lo que daba las bases para el moderno concurso de salto. Esta disciplina es una de las más populares de los deportes ecuestres y la más usada por los jinetes de hoy en día, además es la más moderna especialidad del deporte ecuestre, que ha venido a convertir al deporte clásico de la equitación en un deporte espectáculo.

De algunos documentos se desprende que el nacimiento de los Concursos de Grand Prix se produjo en París en 1866. En 1906 los deportes ecuestres fueron propuestos para añadirse a los Juegos Olímpicos, hecho que ocurrió en 1912, y ya en los Juegos de 1944, en París, se inscribieron 99 jinetes de 17 países.

Hasta 1900 se adoptó una nueva técnica en el arte de montar. La postura elemental de inclinarse hacia adelante cuando el caballo está saltando fue introducida en el año 1902 por el italiano Federico Caprilli.

Previo a la Segunda Guerra Mundial, la mayoría de las competencias ecuestres internacionales eran exclusividad de oficiales de caballería.

Desde que los eventos ecuestres fueron incluidos en el programa olímpico en Estocolmo 1912, hasta los juegos de Helsinski 1952, cuando el francés Pierre Jonqueres d´Óriola ganó las preseas doradas, los militares dominaron las presentaciones olímpicas.

Al fundarse la Federación Ecuestre Internacional (FEI) en 1921, se homologaron las reglamentaciones de las competencias internacionales, Juegos Olímpicos y otras disciplinas ecuestres.

Para los juegos de Melbourne 1956, comenzó la participación de las mujeres en la equitación, disciplina de gran aceptación y jerarquía en las citas olímpicas.

Video de salto ecuestre en Juegos Olímpicos Londres 2012:
Reglas

El ganador es el competidor que tenga menos penalizaciones y obtenga un menor tiempo, a pesar de que existen algunas pruebas sin el cronómetro. Además, existe la modalidad de tiempo óptimo, que consiste que el ganador es el binomio que termina con el tiempo más próximo al tiempo ideal del recorrido.

Aunque no se juzgue el asiento del jinete, el asiento de dos puntos es indispensable para que el movimiento posterior del caballo al momento del salto sea más eficaz y así, evitar un derribo por parte del caballo. En algunas competencias se juzga el modo de montar, pero esto ya depende de la comodidad que sienta el jinete respecto a su caballo

Tabla de faltas

Derrumbe – 4 faltas.
1ª desobediencia – 4 faltas.
2ª desobediencia – eliminación.
Caída del jinete – eliminación y no puede volver a saltar en ese mismo recorrido.
Tiempo excedido en una prueba cronometrada – 1 falta por segundo.
Gaza (círculo) – eliminación.
Error de recorrido – eliminación.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Deja tu comentario

2 Comments

  1. http://www.puntadelesteibt.com/?p=7745

    febrero 4, 2014 at 12:46 am

    Mis felicitaciones muy bueno el texto. Saludos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>